Lunes, 12 de mayo de 2008

Religión y política

 

Desde tiempos de Jesús esta comprobado históricamente que la religión se ha mezclado casi siempre con la política, en varias ocasiones hasta se han disputado el poder supremo de la dirección de una región geográfica determinada.

 

Los sociólogos  aseguran que la religión es una construcción social, todo el entorno y todo lo  que existe es producto de una construcción social.

 

La política al igual que la religión es una construcción social usada para ganar el poder político, económico y social. Hoy en día para lograr obtener medios de control sobre las y los gobernados.

 

Una pregunta que la sociología se hace es: ¿la política debe influenciar a la religión, o la religión a la política?, el análisis a esta respuesta parte de saber quien es la mas limpia en su práctica, ¿o es que son la misma cosa?.

 

La religión forma cristianos, la política forma políticos. Un cristiano esta movido por el Espíritu de Jesús, es un seguidor de Cristo, su fuente principal de inspiración es Jesús de Nazareth. Su pensamiento es profundo y de beneficio común, sus decisiones son las que promueven el bien común y no se ciñe a ninguna bandera política, cuanta verdad puede gritar a cualquier rumbo, sea esta izquierda  o derecha.

 

Los políticos son  personas que están inspirados de alguna manera en el bien común pero basados en ideologías sociales, su fin ultimo es llegar al poder y muchos de ellos se olvidan del servicio que tienen que prestar ya estando en el gobierno.

 

El pensamiento cristiano no puede comparase con el pensamiento  político, el político se queda corto ante el cristiano autentico, la religión es sacra, lo político es profano, de ahí que la política no puede invadir la religión. Lo más recomendable fuera que la religión regulara las ambiciones de los políticos de obtener  bienes materiales y recordarles constantemente la obligación que deben de cumplir con la población.

 

La religión siempre se moverá en un plano superior. La religión es más que política, todo religioso esta en la obligación de trabajar la integridad de la persona para llegar a su plenitud, la religión debe formar cristianos críticos que se mantengan en defensa de los desprotegidos y marginados.

 

Cuando un religioso se baja de su plano para caer a lo político,  es lamentable, ya no se sabe diferenciar cual es la política y cual es la religión.

 

 

Juan pablo fue un cristiano autentico, de la misma manera que retó al comunismo Nazi, también reto al capitalismo llamándolo “Salvaje”.  Otro ejemplo digno de mencionar es Monseñor Oscar Arnulfo Romero, hablaba en nombre del evangelio, hablaba por los que estaban oprimidos, siguiendo los pasos de Jesús según el evangelio.

 

Ninguno de estos dos cristianos se denominó a favor de alguna bandera política, en sus discursos al contrario afirmaban con fuerza su independencia de cualquier bandera política.

Por todo lo analizado anteriormente podemos decir que la religión debe cumplir con su papel mediador y catalizador de las decisiones políticas y velar para que se gobierne para todos, no es que la iglesia no debe meterse en política, claro que si,  pero no para acompañar proselitismo, sino para expandir los recursos que  ayuden a vivir a las poblaciones más necesitadas.

 

Según un estudio realizado en la Universidad José Simeón Cañas, los políticos siempre buscan aliados religiosos que deseen comprometerse con los partidos para ganar simpatizantes, unos partidos más que otros. Los resultados fueron sorprendentes, los datos revelaban que el partido de ARENA en la campaña del Presidente Saca, utilizaron fuertemente las costumbre religiosas de católicos e iglesias cristianas evangélicas.

 

 


Tags: Religión

Publicado por jorseviv @ 4:21 AM
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios